Accesibilidad en piscinas desmontables

Accesibilidad en piscinas desmontables

Las piscinas desmontables han ganado popularidad en los últimos años debido a su versatilidad y facilidad de instalación. Este tipo de piscinas brindan a las familias la oportunidad de disfrutar del placer de tener una piscina en casa sin la necesidad de realizar grandes obras.

Sin embargo, surge la pregunta de cómo garantizar la seguridad y comodidad al ingresar y salir de estas piscinas, especialmente, para aquellos con movilidad reducida. La respuesta a este desafío es la grúa en piscinas desmontables, una innovación que combina practicidad y accesibilidad gracias a METALU.

La evolución de las piscinas desmontables

Las piscinas desmontables han recorrido un largo camino desde sus modestos comienzos. Inicialmente fueron diseñadas como una solución temporal, pero han evolucionado para convertirse en una opción duradera y asequible para muchos hogares. Su popularidad ha llevado a un aumento en la demanda de soluciones que mejoren la experiencia del usuario, y la grúa en piscinas desmontables es un ejemplo perfecto de este desarrollo.

 

La inclusión y la accesibilidad son aspectos cruciales a considerar en el diseño de cualquier espacio recreativo. La instalación de una grúa en una piscina desmontable permite que personas de todas las edades y habilidades disfruten de los beneficios del agua. Desde personas mayores hasta aquellos con discapacidades, la grúa facilita el acceso seguro al agua, promoviendo un entorno inclusivo.

Diseño ergonómico y materiales de calidad

Las grúas en piscinas desmontables están diseñadas con materiales resistentes, teniendo en cuenta el constante contacto con el agua y productos químicos utilizados en el mantenimiento de la piscina. Las grúas METALU están fabricadas con acero inoxidable, lo que garantiza durabilidad y resistencia a la intemperie.

El uso de la grúa en una piscina desmontable es simple y segura. Equipada con controles ergonómicos, permite a quién la use elevarse y descender de la piscina con facilidad. Los sistemas de seguridad, como cinturones de sujeción, garantizan una experiencia libre de riesgos.

Elección de la grúa para piscinas desmontables

Para asegurar cuál es la mejor opción para su piscina desmontable debe ponerse en contacto con METALU, ya sea por teléfono, correo o en el formulario de contacto. Una vez realizada la primera toma de contacto, deberá aportar un perfil con las medidas de la piscina y fotos del entorno. Con ello, el departamento técnico estudiará las mejores opciones para hacer accesible la piscina en cuestión.

Cuando se termine el estudio y se confirme, se fabricará a medida la grúa para su piscina desmontable, con la que todos los usuarios podrán usarla durante la época de baño.

Instalación y mantenimiento

La instalación de una grúa en una piscina desmontable es sencilla y puede adaptarse a diferentes tamaños y formas de piscinas, tras el mencionado estudio. Por lo general, irá anclada con unos tacos al suelo y será fija-desmontable, es decir, puede colocarse al inicio del verano y desmontarse con facilidad para guardarla cuando no se vaya a usar. Además, su asiento se puede quitar para que no se ensucie o por si no se quiere dejar puesto.

En cuanto al mantenimiento, es algo mínimo, ya que las grúas están diseñadas para resistir las condiciones del entorno de la piscina. La mayoría de los modelos requieren poco esfuerzo por parte del propietario. Se deben cargar las baterías una vez al mes, si no se usa, para que no se descarguen del todo y no se puede hacer uso indebido de ellas, lo cual puede deteriorarlas y acortar su vida. Por lo demás, no se tiene apenas que hacer nada. De todas formas, siempre se puede llamar y consultar cualquier duda al fabricante